07.11.2012
"The Global Innovation 1000. Making Ideas Work"
Seis empresas españolas, entre las que más invierten en innovación a nivel mundial

Por octavo año consecutivo, Booz & Company ha publicado los resultados de su estudio “The Global Innovation 1000. Making Ideas Work”, cuyo principal conclusión es que la inversión Investigación y Desarrollo I+D vuelve a los niveles de antes de la crisis, con un crecimiento del 9,6% (hasta el máximo histórico de 603 mil millones de dólares frente a los 550 mil millones de dólares de 2010). Un repunte que se produce después de que el gasto cayera un 3,5% entre 2008 y 2009, durante el apogeo de la llamada Gran Recesión. Las diez empresas que más han invertido en innovación han sido, por orden, 1.- Toyota Motor Corp; 2.- Novartis; 3.-Roche Holding AG; 4.- Pfizer; 5.- Microsoft; 6.- Samsung; 7.- Merck & Co; 8.- Intel Corp; 9.- General Motors y 10.- Nokia.

Telefónica (en el puesto 99), Iberdrola (464), Almirall (470), Acciona (620), Griffols (734) y Zeltia (908) son las únicas empresas españolas que forman parte de la lista elaborada por Booz & Company, con un gasto total en I+D de 2.100 millones de dólares. Grifols e Iberdrola no estaban en la lista del año pasado, al contrario que Abengoa, que este año no ha entrado.

Por otra parte, Booz & Company encuestó a casi 700 líderes en innovación de empresas de todo el mundo para determinar qué empresas consideraban las más innovadoras del mundo. Por tercer año consecutivo, Apple, Google y 3M  encabezaron la lista. El estudio volvió a constatar que las empresas más innovadoras rara vez son las que más invierten. De hecho, si se comparan con las 10 empresas que más gastan en I+D, las más innovadoras las superaron en los principales indicadores financieros, incluyendo crecimiento de los ingresos, de la capitalización de mercado y del beneficio sobre ingresos.

"De acuerdo con estudios anteriores, no existe un paralelismo a largo plazo entre la inversión en innovación y el éxito financiero. Lo que realmente importa no es la cantidad, sino saber invertir en talento, procesos y herramientas de I+D” explica Carlos Severino, vicepresidente de Booz & Company en España. ”Invertir no garantiza un aumento de beneficios, ni el éxito de la innovación. Un claro ejemplo es el caso de Apple, Google y 3M, que ocupan los puestos 53, 26 y 86 en inversión”.

“The Global Innovation 1000. Making Ideas Work”: Principales conclusiones

  • Los sectores que más invierten en I+D son el de informática/electrónica, el de salud y el automóvil (que representan el 28%, 21% y 16% del total del gasto en innovación, respectivamente).
  • Dos terceras partes del aumento en 53.000l millones de dólares en I+D entre 2010 y 2011, corresponden al gasto de tres sectores: informática/electrónica, automoción e industria.
  • El 75% de las empresas analizadas aumentaron su gasto en I+D con respecto al año anterior, mientras que en 2010 sólo lo aumentaron el 68%.
  • Amazon se unió al top 10 de las empresas más innovadoras, dejando fuera a Facebook. Samsung sube tres puestos hasta la cuarta posición y Apple, Google y 3M se consolidan, por tercer año, en las primeras posiciones.
  • Por regiones, las empresas con sede en EEUU aumentaron su gasto en I+D un 9,7%, por encima de la media mundial del 9,6%. Europa y Japón crecieron a tasas inferiores a esta media, hasta un 5,4% y un 2,4%, respectivamente.
  • Las empresas con sede en India y China aumentaron el gasto un 27% de media, aunque el total del gasto es más bajo que en otras regiones

Examen de las primeras etapas de la innovación

La principal novedad del estudio de este año ha sido el examen de las primeras etapas de la innovación, para buscar las herramientas, los procesos y los mecanismos específicos de los que se valen las empresas para generar ideas y trasladarlas al mercado.

Casi la mitad de los encuestados calificaron a sus organizaciones como “mediocres” o “marginalmente eficaces” en cuanto a la generación de nuevas ideas que pudieran ser productos potenciales. El 25% de las empresas que fueron calificadas como  "altamente eficaces", tanto en la generación de ideas como en la conversión en productos a partir de ellas, superaron al resto en tres indicadores financieros importantes: ingresos, crecimiento de la capitalización bursátil, y el EBITDA como porcentaje sobre ingresos.

Aunque las herramientas de innovación como las redes sociales como cantera de ideas, el crowdsourcing, y los fondos semilla se han popularizado en últimos años, las empresas siguen utilizando más los métodos tradicionales. El mecanismo más común, con bastante margen, es la observación directa del cliente, según el 42% de los encuestados. La tradicional investigación de mercado ocupó el segundo lugar, con el 31%.

Por otra parte, las empresas más enfocadas al consumidor como el sector industrial, software e internet; informática/electrónica y bienes de consumo, son dos veces más propensos a emplear redes sociales para descubrir ideas que los sectores más industriales, como la automoción, industria, el sector aeroespacial o los productos químicos y energía, en los que estos métodos son, al parecer, menos eficaces. “Uno de los descubrimientos más interesantes del estudio de este año es la recurrencia de la mayoría de las empresas a los métodos tradicionales en los procesos de innovación” apunta José Antonio Tortosa, también vicepresidente de la consultora en España.

"La confianza de las empresas en las fuentes tradicionales de innovación, a pesar del creciente interés en procesos de innovación más abiertos, es algo que sorprende" señala Tortosa.  "La clave, según las empresas, es que los innovadores con más éxito en todos los sectores emplean métodos de innovación alineados y coherentes con su estrategia."